SALUD BUCODENTAL

Toda la seguridad para tu visita a nuestra clínica

Toda la seguridad para tu visita a nuestra clínica https://ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2020/06/fogair2.jpg 746 650 Ortodoncia Ourense Ortodoncia Ourense //ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2018/02/logo-footer.png

La salud y la prevención son las máximas de nuestra clínica, por ello hemos adaptado nuestras instalaciones para garantizar la protección de la salud de nuestros pacientes y trabajadores, reforzando los protocolos de  desinfección y esterilización en todas las áreas. 

Previa a la visita de los pacientes a la clínica, se establece un cuestionario de salud donde se detecta cualquier síntoma de Covid. En caso de presentar algún síntoma, se pospone su visita a la clínica.

El paciente también recibe una serie de recomendaciones antes de acudir a su visita a la clínica, entre las que se encuentran:

  • Acudir a la clínica sólo, sin acompañante, a excepción de pacientes menores de edad o personas con necesidad de ayuda, en cuyo caso se aceptará a un único acompañante.
  • Llegar a la hora pactada (no mucho antes para evitar esperas innecesarias).
  • Si es posible, acudir con mascarilla. En caso de no disponer de ella, se facilita una en la clínica.

También se han tomado una serie de medidas generales:

  • Las instalaciones se nebulizan a diario con productos desinfectantes efectivos frente al Covid.
  • Nuestra instalación de climatización renueva continuamente el aire con el exterior, pero además se han instalado lámparas de UV C en los conductos que desinfectan el aire. 
  • Se limpian y desinfectan constantemente todas las superficies de la clínica en contacto con el paciente, tanto en el área clínica como en la sala de espera.

En la sala de espera y recepción

  • Se ha instalado una alfombra higienizante para la desinfección del calzado a la entrada de la clínica y una mampara de protección.
  • Los sillones de la sala de espera se desinfectan tras cada uso.
  • Se gestionan las citas para evitar esperas innecesarias o  la coincidencia de varios pacientes en la sala de espera.
  • Se han retirado las revistas y libros de la sala de espera y todos aquellos objetos que pudieran ser manejados por varias personas. 

En el gabinete, además de todas las medidas de esterilización y desinfección que habitualmente ya han de cumplir los centros sanitarios:

  • Tanto el doctor como el auxiliar te reciben con los equipos de protección adecuados necesarios según el procedimiento que se vaya a realizar.
  • Se estandariza el uso de mascarillas FFP2, pantalla de protección facial, bata impermeable, gorro y gafas de protección. 

Trabajamos en un espacio diáfano con estancias muy amplias. Desde la sala de espera hasta los boxes, todo está pensado para garantizar el máximo nivel de higiene y seguridad. Aquí la proliferación de virus y bacterias es casi imposible.

Esto nos pareció importante desde el principio, cuando planteamos cómo iba a ser nuestra clínica ¡Y quién nos iba a decir unos meses después sería más necesario que nunca!

niño en crecimiento con boca entreabierta

Respirar por la boca y sus consecuencias

Respirar por la boca y sus consecuencias https://ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2020/03/repirar-boca-nino-odontopediatria-ourense-1-scaled-1.jpg 2560 1842 Ortodoncia Ourense Ortodoncia Ourense //ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2018/02/logo-footer.png

Actualmente se habla mucho de la importancia de una correcta respiración.  No es para menos, pues la respiración nasal en nuestro ámbito, es un factor clave para el correcto desarrollo de los huesos maxilares. Conviene aclarar que aunque lo normal es respirar por la nariz, todos respiramos en determinadas situaciones por la boca. Por ejemplo, cuando hacemos ejercicio y nuestras necesidades de aire aumentan.

Uno de los factores más importantes que puede determinar que esta respiración oral tenga consecuencias, es el tiempo. Si se produce de manera transitoria, o si por el contrario, se prolonga en el tiempo convirtiéndose en un hábito.

Pueden existir distintas causas que favorezcan la respiración por la boca. Entre ellas, la hipotonía de la musculatura perioral o la obstrucción de las vías respiratorias por inflamación de la mucosa nasal por alergias o infecciones crónicas, desviación del tabique nasal, hipertrofia de amígdalas faríngeas o adenoides entre otras.

Respirar por la boca provoca un cambio en la postura que altera las presiones que ejercen los tejidos blandos sobre maxilares y dientes, produciendo cambios en su crecimiento y desarrollo.

A nivel facial, se encuentra asociada a unos rasgos característicos: cara alargada, ojeras, narinas estrechas, paladar ojival, compresión maxilar.

A nivel dental, la respiración oral se asocia con aumento o disminución de la distancia entre los dientes delanteros superiores e inferiores en el plano sagital, mordida cruzada posterior o anterior y mordida abierta anterior , pues provoca la rotación de la mandíbula hacia abajo.

Además respirar por la boca, provocará un nuevo orden en el resto de estructuras faciales. La lengua, por ejemplo, adoptará una posición baja, y esta a su vez tiene un papel muy importante en el desarrollo de los maxilares.

¿Qué podemos hacer al respecto?

La respiración oral es un problema que debe ser abordado de manera multidisciplinar (otorrinos, logopedas y ortodoncistas entre otros). Por nuestra parte, gracias a los tratamientos de ortopedia dentofacial podemos restablecer en pacientes en crecimiento el equilibrio de los maxilares.  También, una vez eliminada la obstrucción en las vías respiratorias, podremos colocar un aparato que nos recuerde la necesidad de respirar por la nariz, eliminando el hábito de respiración oral. En adultos, podremos compensar las consecuencias de la respiración oral sobre los dientes y maxilares mediante ortodoncia fija o alineadores transparentes.

Por ejemplo,  en un paciente en crecimiento con un maxilar estrecho y posicionado por detrás de la mandíbula, podremos colocar un aparato de ortopedia para ensanchar el hueso maxilar acompañado de una máscara facial que ayudará a dirigir su crecimiento hacia adelante.

En conclusión, el correcto desarrollo de los maxilares es consecuencia tanto de factores genéticos como ambientales. Cuanto antes supervise el crecimiento el ortodoncista, antes será posible interceptar los factores de riesgo que pueden provocar una alteración esquelética y/o dental.

chica con ortodoncia invisible sonriendo bajo el sol

Ortodoncia es igual a prevención

Ortodoncia es igual a prevención https://ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2020/03/ortodoncia-invisalign-ourense-scaled-1.jpg 2560 1849 Ortodoncia Ourense Ortodoncia Ourense //ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2018/02/logo-footer.png

Si crees que un tratamiento de ortodoncia solo sirve para tener los dientes bien colocados, en este post descubrirás que la ortodoncia se encarga de prevenir y corregir las alteraciones en la posición de los dientes y huesos maxilares, así como todo lo que puede hacer por tu salud dental y general.

  1. Prevenir problemas esqueléticos. Los aparatos de ortopedia ayudan a guiar el crecimiento en la dirección adecuada durante la infancia. Algunos hábitos nocivos como la respiración oral, o interposición lingual pueden provocar que los huesos no se desarrollen correctamente. Por ejemplo, es muy habitual que pacientes que presentan respiración oral desarrollen una compresión maxilar. A veces, esto es una pescadilla que se muerde la cola, como el paciente tiene un paladar estrecho, no es capar de colocar la lengua en la posición adecuada, produciéndose interposición de la lengua entre los dientes. Esta espiral, se puede interceptar con un aparato que expanda el maxilar. En otros casos, sin embargo, pueden existir otros factores como amígdalas y adenoides que dificulten una correcta respiración nasal y será necesaria la colocación de un aparato de ortopedia para paliar las consecuencias de la respiración oral.
  2. Mejorar la higiene y salud periodontal. El tener los dientes apiñados, dificulta la higiene y genera zonas de difícil acceso donde se acumula la placa y las bacterias. Las bacterias son las causantes de las caries, la gingivitis y la enfermedad periodontal que deterioran nuestras encías y el soporte óseo de nuestros dientes. El tener tus dientes correctamente colocados, facilitará su cuidado.
  3. Evitar problemas articulares y musculares. La mandíbula es un hueso que se conecta con el cráneo por una articulación doble. La posición que adopta la mandíbula viene determinada entre otros factores por los dientes. En ocasiones, la búsqueda de un engranaje estable entre los dientes, provoca desviaciones de la mandíbula, posicionándola fuera de su zona de salud.
  4. Evitar desgastes dentales. El hecho de que los dientes no muerdan en la posición correcta, provoca que cada vez que masticamos los estemos desgastando de manera inadecuada. Lo ideal es que las fuerzas que ejercemos durante la masticación se repartan uniformemente sobre todos los dientes, y no que solo mastiquemos con un lado de la boca.
  5. Mejorar la digestión. El poder masticar la comida correctamente hace que sus nutrientes se digieran, asimilen y liberen más rápidamente.
  6. Mejorar de tu autoestima. ¿A quién no le gusta ver una sonrisa sana y bonita? Una sonrisa sana y bonita, nos hace ganar seguridad en nosotros mismos y tomar una actitud vital más positiva. ¡Olvídate de estar incómodo al sonreír!.

¡Los pacientes que ya han finalizado su tratamiento de ortodoncia con nosotros, ya han experimentado todo esto! ¡Anímate tu también a dar el paso!

Ortodocia Ourense: novedades en ortodoncia

Dolor en la mandíbula: sus causas

Dolor en la mandíbula: sus causas https://ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2019/12/ortodoncista-ourense-dolor-mandibula.png 918 712 Ortodoncia Ourense Ortodoncia Ourense //ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2018/02/logo-footer.png

El dolor en la mandíbula es un motivo de consulta muy frecuente. Puede manifestarse a nivel de la musculatura de la cara o a nivel de la articulación temporomandibular, la articulación de la mandíbula con el cráneo. Puede deberse a distintos motivos, a continuación desgranamos algunos de ellos.

Algunas causas:

  1. Bruxismo. Es el rechinamiento o apretamiento de los dientes tan habitual en estos tiempos. La principal causa del bruxismo es el aumento del estrés emocional. Puede producirse durante el día o por la noche. Hay gente que aprieta mientras se encuentra delante del ordenador en el trabajo, otros que lo hacen cuando practican deporte o por ejemplo cuando levantan peso. Algunos pacientes se despiertan con dolor, tensión o rigidez por la mañana, pero no siempre que hay bruxismo hay dolor. Otros pacientes sin embargo, sólo verán los desgastes en sus dientes, que las cúspides de sus dientes se van aplanando. El tratamiento del bruxismo es una férula de descarga que impide el contacto directo entre los dientes de la arcada superior e inferior. Como la férula es dura y rígida, se evita que se pueda apretar sobre ella.
  2. Estímulo doloroso. Un estímulo doloroso por una caries que llega a nervio, puede causar alteraciones en la respuesta de la musculatura de la cara. Es una respuesta del cuerpo para proteger la parte lesionada, limitando su uso. Es frecuente encontrar pacientes con dolor dental, que tienen una apertura bucal limitada. Una vez resuelto el dolor dental, se recupera la apertura bucal normal.
  3. Desviaciones mandibulares. Nuestra mandíbula busca siempre la posición donde tiene un mayor contacto entre los dientes. Pero eso no quiere decir que esté posicionada correctamente. Algunos pacientes son capaces de reconocer que para que los dientes le encajen, fuerzan la mandíbula hacia la derecha, izquierda o hacia adelante. Otros no son conscientes de que tienen este problema y cuando acuden por dolor a la consulta del ortodoncista se les detecta. Este cambio de posición también repercute en la articulación mandibular, desviándola de su posición natural. Cuando esto ocurre, los ligamentos que sostienen la articulación se pueden alargar o los tejidos de la zona se pueden comprimir, produciendo dolor. En estos casos se debe estudiar bien el daño producido en la articulación y valorar las distintas opciones de tratamiento. Entre éstas se encuentran el uso de una férula de descarga o el tratamiento de ortodoncia, solo o combinado con cirugía ortognática, para que exista un correcto equilibrio entre los dientes y el hueso.
  4. Transtornos articulares inflamatorios. Se producen por una lesión o rotura de los tejidos que forman la articulación. Algunos transtornos inflamatorios sistémicos pueden afectar a las estructuras de la articulación de la mandíbula.

Si sientes dolor en la mandíbula, lo ideal es que acudas a la consulta de un especialista para poder descubrir el origen, y buscar el tratamiento  más indicado.

Clínica de ortodoncia en Ourense

7 Hábitos para mantener la salud bucal de tus hijos

7 Hábitos para mantener la salud bucal de tus hijos https://ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2019/10/odontopediatra-ourense.png 1263 924 Ortodoncia Ourense Ortodoncia Ourense //ortodonciaourense.com/wp-content/uploads/2018/02/logo-footer.png

Si estás preocupado por proteger a tus hijos frente a la caries, o no entiendes cómo pese a poner todo de tu parte, en la última revisión odontológica se le detectaron varias caries a tú hijo… este post te ayudará a descubrir el mecanismo por el que se producen las caries y cómo podemos prevenirlas.

La caries  es una desmineralización de los dientes provocada por los ácidos que fabrican las bacterias presentes en la boca a partir de los hidratos de carbono (azúcares).

En los dientes de leche, la caries avanza más rápido. Esto se debe a que los tejidos que rodean el nervio del diente (el esmalte y la dentina) tienen menor espesor que en un diente definitivo y se encuentran menos calcificados, pues los dientes de leche se forman en menos tiempo que los dientes definitivos. Por tanto, si la caries es grande, podrá llegar más fácilmente al nervio en un diente de leche.

Para prevenir la caries se debe evitar un alto consumo de hidratos de carbono. Fundamentalmente alimentos con  glucosa, fructosa y sacarosa, para que así las bacterias no tengan la oportunidad de generar ácidos que debiliten los dientes.

A continuación te dejamos 7 hábitos a tener en cuenta:

  1. Evita un alto consumo de alimentos de consistencia blanda y pegajosa con alto contenido de hidratos de carbono (bollería industrial, pan de molde, yogures infantiles, zumos envasados, etc). Favorece el consumo de alimentos más sólidos (manzanas, pan de barra…) que requieran un mayor esfuerzo masticatorio. Durante la masticación se estimula la producción de saliva que es ligeramente alcalina ayudando a neutralizar los ácidos y a equilibrar el ph de la boca.
  2. Evitar comer entre comidas. El estar comiendo constantemente entre las comidas principales, produce bajadas del ph de la boca de forma continuada. Es mejor comerse 4 galletas de golpe, que estar cada pocas horas comiendo una galleta. Así mismo, intenta comer los dulces con las comidas principales, para reducir el número de bajadas de ph.
  3. Selecciona alimentos que provoquen poco descenso del ph, busca alimentos con sustitutos de azúcar como el xilitol.
  4. Ciertos alimentos como la leche y el queso, favorecen la remineralización del esmalte. Evitan que una de las bacterias que más interviene en la caries, se pueda adherir a los dientes.
  5. Cepillarse los dientes después de tomar medicinas. Algunos de los jarabes y medicamentos para niños tienen un alto contenido de azúcar para hacerlo más agradable a la hora de tomarlo. Por eso es importante lavarse los dientes después de tomarlos, o por lo menos, enjuagarse con agua.
  6. Cepillarse 2 o 3 veces al día con un dentífrico de aporte adecuado de flúor para la edad.
    • De 0 a 3 años el tamaño de dentífrico debe ser equivalente a un grano de arroz. El dentífrico debe contener 1000 partes por millón de ión flúor (1000 ppm).
    • A partir de los 3 años de edad la cantidad de dentífrico de 1000ppm de flúor debe ser equivalente al tamaño de un guisante.
    • A partir de los 6 años la cantidad de dentífrico de 1450 ppm de flúor debe ser equivalente a un guisante o igual a la anchura del cabezal del cepillo dental.
    • Además, hasta los 8 años de edad, lo ideal es que los papás repasen el cepillado dental.
  1. Usar la seda dental o arcos dentales. Si solo nos cepillamos, estaremos dejando el 40% de la superficie del diente sin limpiar. Es necesario pasar la seda dental entre los dientes con puntos de contacto apretados.

Teniendo en cuenta estos 7 consejos, ayudarás a tu hijo a proteger su salud bucal. ¡Ahora solo falta ponerlos en práctica!

 Artículo original de Laura Laso. Todos los derechos reservados. 

Nuestra página web utiliza cookies, principalmente de servicios de terceros. Pulsa el botón si estás de acuerdo con el uso de las cookies.
Call Now Button